Las mentiras del caso «Madeleine»

© V. de los Espadas – JM Noticias

Última foto de Madeleine tomada unas horas antes de su desaparición el jueves 3 de mayo a las 10 de la noche.(Foto: Familia McCann)

Última foto de Madeleine tomada unas horas antes de su desaparición el jueves 3 de mayo a las 10 de la noche.(Foto: Familia McCann)

Mientras muchos pensaban que el caso «Madeleine» había terminado con el cierre de la investigación, pues resulta que no ha hecho mas que empezar.

Después que la Fiscalía portuguesa publicara el contenido íntegro del sumario oficial, que durante 14 meses han mantenido en secreto, resulta que ahora los detalles de la investigación policial ponen al descubierto todas las mentiras y especulaciones que los medios publicaron sobre el caso.

Fueron mentiras de todo tipo, como la que la propia Policía utilizó para conseguir una «confesión» de Kate y Gerry McCann en los interrogatorios a los que fueron sometidos.

Por ejemplo, aunque era obvio, las supuestas pruebas de ADN de «Maddie», que dijeron haber hallado en el coche que los padres alquilaron 25 días después de su desaparición, ni eran tales ni tenían ninguna validez científica, según el sumario en The Daily Telegraph.

El coche donde se obtuvieron supuestas pruebas de ADN de Madeleine que resultaron invalidadas. (Foto: Policía de Portugal)

El coche donde se obtuvieron supuestas pruebas de ADN de Madeleine que resultaron invalidadas. (Foto: Policía de Portugal)

Un supuesto ADN que podría ser de cualquiera.

Tres días antes que los padres fueran declarados «arguidos», que significa algo así como «sospechosos a medias» pero no acusados, la Policía portuguesa sabía muy bien, según figura en los documentos del sumario, que las cacareadas pruebas de ADN que decían tener, no eran ni concluyentes ni válidas, pero intentaron hacer creer lo contrario a los padres para así tratar de obtener una confesión en vez de continuar con la búsqueda de la niña.

Los expertos británicos que analizaron las muestras biológicas, consideradas de «muy bajo valor» porque ni siquiera sabían si eran genuinas, llegaron a la conclusión de que en ellas había algún elemento del perfil de «Maddie», pero que «también podían pertenecer a una buena parte de la población» dice el jefe del laboratorio en su informe. Sin embargo, la Policía portuguesa hizo caso omiso a esta conclusión y las presentó como definitivas para así poder inculpar a los padres de haber ocultado a su hija en el vehículo.

La persiana de la ventana del apartamento estaba abierta, como muestra la foto tomada esa noche. (Foto: Policía de Portugal)

La persiana de la ventana del apartamento estaba abierta, como muestra la foto tomada esa noche. (Foto: Policía de Portugal)

Gerry McCann se mantuvo firme ante las «falsas» pruebas que le presentó la Policía durante las 8 horas de interrogatorio a las que fue sometido, y les dijo que «no podía comprender cómo era posible».

También a Kate McCann le presentaron esta «falsa»prueba como elemento de presión durante las 11 horas de preguntas en la comisaría de Portimao.

Según el Daily Mail, que publica todas y cada una de las preguntas que aparecen el sumario judicial, Kate McCann se negó a contestar, aconsejada por su abogado, a 48 de ellas.

Los medios sólo contaban especulaciones y mentiras.

Ahora se ha sabido oficialmente que también era mentira que los padres hubieran bebido demasiado en la noche de autos. En el sumario judicial se puede ver una copia de la factura del bar «Tapas», donde los padres cenaban con sus amigos, que demuestra que sólo se sirvieron dos botellas de vino para todos los comensales y no 10, 12 o más, como se había publicado en los medios.

La cama donde dormía Madeleine tal y como estaba en la noche de su desaparición. (Foto: Policía de Portugal)

La cama donde dormía Madeleine tal y como estaba en la noche de su desaparición. (Foto: Policía de Portugal)

En una serie de fotografías que fueron tomadas por los propios agentes de la Policía portuguesa que acudieron al apartamento del Mark Warner Ocean Summer Club , que así se llama el «resort» donde residían los McCann en la noche de 3 de Mayo del 2007, se pueden comprobar que otros muchos detalles que publicaron los medios, sobre todo los portugueses y españoles, eran totalmente falsos.

Una de las fotos demuestra que la persiana de la ventana de la habitación estaba levantada, como afirmó en su día Gerry McCann, y no bajada y cerrada como afirmaron los que no dudaron en acusar al padre de Madeleine de mentir sin tener pruebas de ello.

En otra de las fotos, tomada por la Policía lusa, también se puede ver la cama revuelta donde dormía Madeleine, tal y como estaba la noche de su desaparición, junto a las cunas de sus dos hermanos mellizos.

Vista de la habitación con las dos cunas de los dos hermanos y la ventana abierta al fondo. (Foto: Policía de Portugal)

Vista de la habitación con las dos cunas de los dos hermanos y la ventana abierta al fondo. (Foto: Policía de Portugal)

Si la niña dormía en la cama, según prueban las fotografías del atestado, y así figura en el sumario, no pudo caerse del sofá del salón como indica el que ahora es el ex jefe de la investigación, Gonçalo Amaral, en su reciente libro.

Retratos robot de dos sospechosos que no se hicieron públicos.

En el sumario hecho público por el juzgado portugués se incluyen los retratos robot de dos hombres, hechos en base a las declaraciones de los testigos en los primeros días del secuestro, pero que la Policía nunca hizo público.

Estos dos dibujos podrían haber servido, para identificar e a lo mejor impedir a cualquier raptor que abandonase el país con la niña, dice The Daily Telegraph.

Retratos robot de dos sospechosos que nunca se hicieron públicos. (Foto: Policía de Portugal)

Retratos robot de dos sospechosos que nunca se hicieron públicos. (Foto: Policía de Portugal)

Así que, la decisión policial parece que más bien que fue tomada con la intención de ocultar, o tal vez proteger al posible autor del secuestro, en vez de hacer lo posible por detenerle.

Ahora, tras conocerse la existencia de estos retratos gracias al sumario, se han vuelto a disparar los rumores y especulaciones sobre la posible implicación de algunos agentes de la Policía lusa en la desaparición de Madeleine.

Teniendo en cuenta los antecedentes que tienen algunos de los agentes que trabajan en la investigación, incluido el propio Gonçalo Amaral, que habían sido acusados de falsificación de pruebas en el caso Joana, otra niña cuya madre fue inculpada en base a un confesión obtenida al parecer a golpes, no sería de extrañar que se repitiera algo similar en el caso de Madeleine.

Foto de cámara de seguridad de la gasolinera donde aparece una niña casi igual a Madeleine. (Foto: Policía de Portugal)

Foto de cámara de seguridad de la gasolinera donde aparece una niña casi igual a Madeleine. (Foto: Policía de Portugal)

La foto de la gasolinera que descartaron.

En la foto de una gasolinera cercana a la frontera española, que fue tomada al día siguiente de las desaparición de la pequeña por una cámara de seguridad, se puede ver a una niña que parece mucho a Madeleine.

La Policía portuguesa calificó esta foto, que es una captura del vídeo de la gasolinera, como «negativa» y no se realizó ninguna investigación al respecto.

Tuvieron que pasar 5 días más antes que la Policía hiciera controles a los vehículos que circulaban por la autopista en dirección hacia España.

La misteriosa petición de un rescate.

Correo electrónico enviado a Gerry McCann pidiendo 2 millones de Euros por información sobre los secuestradores y paradero de la niña (Foto: Policía de Portugal)

Correo electrónico enviado a Gerry McCann pidiendo 2 millones de Euros por información sobre los secuestradores y paradero de la niña (Foto: Policía de Portugal)

Un correo electrónico, que fue enviado a la dirección de Gerry McCann y después rastreado por la Policía hasta un cibercafé en Holanda, prueba que pocos días después de la desaparición de «Maddie» alguien, que no ha podido ser identificado, pedía dos millones de Euros por la información sobre el paradero de la niña y sus secuestradores.

En el correo se exigía medio millón de Euros de anticipo antes de entregar las pruebas del lugar donde se encontraba. El correo fue enviado a la Interpol y no se sabe nada más.

Los errores cometidos por la Policía Judicial lusa y la forma en la que se llevó la investigación son motivo de muchas críticas.

Los agentes destruyeron pruebas tomadas de forma arbitraria en la noche y días siguientes del suceso. No se precintó el apartamento, tampoco se tomaron pruebas periciales en el momento y, las condiciones en las que se hicieron posteriormente, dejaban mucho que desear.

Otra vista de la habitación con la cama y las dos cunas, además de la ventana abierta al fondo. (Foto: Policía de Portugal)

Otra vista de la habitación con la cama y las dos cunas, además de la ventana abierta al fondo. (Foto: Policía de Portugal)

No está ni viva ni muerta, sólo desaparecida.

El jefe de la investigación, el inspector de policía Gonçalo Amaral, fue cesado de su cargo por unas declaraciones en las que acusaba a sus colegas británicos de interferencias.

Ahora Amaral ha publicado un libro donde expone toda una serie de fantasiosas teorías sobre una muerte fortuita y la congelación del cadáver de «Maddie» por sus padres y su posterior traslado en el coche alquilado un mes después.

Mentiras y más mentiras porque en el informe del sumario y en el resumen que hacen los fiscales, se dice claramente que los detectives «fallaron incluso para probar que Madeleine estaba viva o muerta».

En los 17 volúmenes que contienen los casi 20.000 documentos del sumario oficial, ahora hecho público, se incluye un informe de 58 páginas que firman los fiscales José de Magalhaes e Menezes y Joao Melchior Gomes.

Dicen los letrados que los padres de Madeleine «no actuaron intencionadamente» cuando dejaron a sus hijos solos en el apartamento del hotel la noche en que despareció la niña, y que no «existe ninguna prueba ni indicio que pueda inculpar a los padres» de su desaparición.

Interior del apartamento donde se alojaba la familia McCann (Foto: Policía de Portugal)

Interior del apartamento donde se alojaba la familia McCann (Foto: Policía de Portugal)

Otra foto del interior de la habitación donde Madeleine dormía junto con sus hermanos (Foto: Policía de Portugal)

Otra foto del interior de la habitación donde Madeleine dormía junto con sus hermanos (Foto: Policía de Portugal)

Escalera de entrada al apartamento (Foto: Policía de Portugal)

Escalera de entrada al apartamento (Foto: Policía de Portugal)

La cama donde dormía Madeleine justo después de su desaparición (Foto: Policía de Portugal)

La cama donde dormía Madeleine justo después de su desaparición (Foto: Policía de Portugal)

Interior del salón del apartamento donde se hallaron restos biológicos que podrían ser de Madeleine (Foto: Policía de Portugal)

Interior del salón del apartamento donde se hallaron restos biológicos que podrían ser de Madeleine (Foto: Policía de Portugal)

Otro fato interior del salón del apartamento donde hallaron restos biológicos que podrían ser de Madeleine (Foto: Policía de Portugal)

Otro fato interior del salón del apartamento donde hallaron restos biológicos que podrían ser de Madeleine (Foto: Policía de Portugal)

Lista de Artículos que hemos publicado sobre este caso en orden cronológico.

Visita nuestros patrocinadores y amigos

  • www.informativos.net www.jmnoticias.com www.todoellas.com www.batiburrillo.net www.piziadas.com El interior secreto www.nogare.net www.jmnoticias.com www.keagustitomekedao.blogspot.com www.mibrujula.com www.casatinin.es www.manuelguisande.wordpress.com www.yovijob.com www.astrologyweather.com http://www.youtube.com/user/MrCarrington01 www.jmnoticias.com www.jmnoticias.com www.jmnoticias.com