Al borde del abismo y un paso al frente

España se ve obligada a refinanciar 157.000 millones de Euros de deuda soberana porque no puede hacer frente al pago. Los mercados no se fían, el interés sube y todo apunta a una inminente intervención o rescate de la UE.

© Miguel Mielgo – JM Noticias

Zapatero ha puesto España al borde de la quiebra económica (foto: ilustración)

Zapatero ha puesto España al borde de la quiebra económica (foto: ilustración)

Por mucho que Zapatero intente dismular con sus cortinas de humo la penosa situación económica en la que ha metido al país, los problemas financieros no sólo están provocando los temores en los mercados. Ahora los inversores tienen miedo de que España se convierta en una nueva Grecia y que el país se declare en bancarrota.

Es un miedo generalizado que crece día a día y que está a punto de convertirse en auténtico pánico, sobre todo después que España consiguiera colocar un total de 2.510 millones de Euros de deuda soberana a corto plazo. Ahora bien, todo a un interés de un 1% superior al pagado el mes anterior.

El pasado martes España vendió obligaciones a 12 meses por valor de 1.990 millones de Euros, aparte de otros 520 millones de Euros a 18 meses. Pan para hoy y hambre para mañana porque el interés o renta efectiva que España pagó por estos préstamos fue de un 3,45% y 3,72% respectivamente. Si estos datos los comparamos con el mes anterior, cuya renta fue de 2,36% y 2,65%, el incremento es alarmante.

Y algo se debe estar ocultando a la opinión pública entre los bastidores de la Moncloa porque al mismo tiempo que esto sucedía, la agencia de calificación de riesgos Moody avisaba que tenía previsto rebajar la nota española a la categoría AA1. Lo que preocupa a Moody es la extrema necesidad que tiene España de conseguir dinero para el 2011. De las tres grandes agencias de calificación, Moody, Standard & Poor’s y Fitch, la primera es la que más peso tiene. Sus cambios y decisiones influyen en las demás y los mercados siempre están atentos a estas valoraciones.

El martes pasado, durante un seminario bajo la dirección de First Securities, el analista jefe de créditos Pål Ringholm dijo que a principios del año que viene el Gobierno español está obligado a tratar de refinanciar 132.000 millones de Euros. Además, España también tiene que conseguir los créditos necesarios para poder financiar el déficit de los presupuestos generales del Estado. Por tanto, según Ringholm, España debe acudir al mercado del crédito y, por lo menos, tratar de conseguir 157.000 millones de Euros en los primeros meses del 2011.

Los mercados auguran el rescate de España por la UE (foto: ilustración)

Los mercados auguran el rescate de España por la UE (foto: ilustración)

«La mayor parte de esta deuda vence en los meses de marzo y abril. Esto significa que es candidata a crear alteraciones en los mercados a principios del año que viene. Podemos llegar a situaciones donde desaparezca la intención de aceptar estos riesgos. Las posibilidades son muy grandes y la inseguridad todavía mayor» dijo Ringholm al diario económico noruego E24.

La renta efectiva (yielden) que España paga por sus obligaciones a 10 años subió el martes pasado hasta el 5,54%, el nivel más alto desde septiembre del 2000.

Por otra parte, la diferencia entre el interés de las obligaciones alemanas y las españolas, que indica el riesgo que tiene el papel español para los inversores, alcanzó esta semana el 2,57%.  Un nivel que un poco más bajo que el récord del pasado 30 de Noviembre, donde el diferencial hispano alemán llegó a alcanzar un 2,98%. España sigue siendo el país que más preocupa en Europa porque «existe el peligro de que los mercados pierdan la confianza» dijo Elisabeth Afseth, de Evolution, al diario Financial Times.

La noticia del alto precio pagado en la subasta de deuda española oscurece otra que afecta a la banca. Los bancos españoles parece que ya no dependen tanto del BCE (Banco Central Europeo) como el mes anterior. Los créditos al sistema bancario español descendieron en Noviembre hasta los 61.100 millones de Euros, comparados con los 67.900 que necesitaron en Octubre del 2010. La diferencia es mínima, pero es un dato positivo para la banca, que no repercute directamente entre los ciudadanos.

Por otra parte, los inversores consideran las subastas de la deuda española como una especie de  test en la compra-venta de obligaciones de los países de Eurozona. Aún así, y de cara al periodo de vacaciones de Navidad, parece que España continúa al borde del abismo y ahora está a punto de dar un paso al frente.

La demanda de compra de deuda española no es mucha, lo que puede llevar a un aumento de la renta efectiva y con ello, derivar a una situación de quiebra por impago. Para los medios europeos, el hecho que España se vea obligada a pedir rescate a la UE es una mera cuestión de tiempo. Si esto ocurre, Zapatero deberá convocar elecciones inmediatas porque su situación sería insostenible, aunque desde otro punto de vista ya lo es desde hace tiempo.

Ver también el artículo anterior «Olvidate de Grecia, el problema es España»

    © Copyright JM Noticias.com. Todos los derechos reservados. Prohibida la reproducción total o parcial de los contenidos de esta página en cualquier medio comercial, ni siquiera citando la fuente. Todos los abusos serán denunciados sin excepción. Ver las condiciones de uso para blogs en el Aviso Legal.

Comentarios de los lectores (4)

  1. Juan Perogil

    Como siempre incansable y sin dejar tregua a nadie. Transmitiendo información al resto del mundo.
    Un saludo Miguel.

  2. Frøya

    Vaya, para variar eres el primero que tiene la información (y correcta como siempre) en español! Seguro en unas horas aparece en los demás medios “como por arte de magia”, copiado completamente de ti y sin citar la fuente, obvio. Muy buen artículo! A ver que pasa con esto…

Sitios que enlazan a este artículo

Escribe un comentario

Importante: Los comentarios están moderados y puede que tarden en aparecer publicados. No se permiten insultos ni comentarios que no estén relacionados con el artículo. Por favor, evita escribir en mayúsculas y cuida la ortografía. Gracias.